Enseñanzas espirituales de Marco Aurelio II

images2

Ser tolerante como los dioses

Aunque los dioses viven eternamente, no se molestan por tener que tolerar infinitamente a los hombres, muchos de los cuales, a menudo, valen poco.  Antes bien, cuidan de ellos de todas las maneras posibles.

Y tú, que estás destinado a desaparecer pronto, ¿te lavas las manos y te los quitas de encima, a pesar de ser uno de los culpables?

Resolver los problemas

Hoy me he alejado de mis problemas o, mejor, los he echado de mí, pues ellos no estaban fuera sino dentro, y especialmente en los juicios de mi mente.

Observar bien

Mira con cuidado y verás que todo ocurre con un propósito.  No me refiero únicamente a la manera como se desarrollan los acontecimientos en el tiempo, sino también a la manera en que éstos están cargados de sentido, igual que si una mano los guiara y hubiera dado a cada uno su propio significado.

Continúa observándote y sigue este principio: que todas tus acciones sean buenas, entendiendo por “bueno” la manera correcta como debe actuar un hombre.

Expresa esta bondad en todo lo que hagas.

La unidad absoluta

Todas las cosas están encadenadas y su unidad es sagrada.  No existe nada que no esté conectado con lo demás, pues las cosas dependen las unas de las otras y se combinan para formar el orden universal.

Hay sólo un universo, formado por todas las cosas, y un creador que lo llena y lo domina.  Existe una sustancia, una ley -la razón común a todas las criaturas pensantes- y la verdad es una.  Así es si, como creemos, hay un único camino de perfección para todos los seres que participan de la misma mente.

Vivir por encima de la confusión

A menudo pienso en la velocidad con que las cosas pasan y desaparecen, tanto aquellas que ya están en la naturaleza como las que apenas empiezan a existir.  Pues la vida es como un río que fluye continuamente; sus acciones cambian constantemente y sus causas se entretejen en una infinita variedad.  Nada permanece quieto.

Y también pienso en las cosas que tengo aquí ante mis ojos, en este abismo infinito del pasado y el futuro que se despliega a partir de mí y donde todo desaparece.  Es un necio quien se envanece con este tipo de cosas o piensa demasiado en ellas haciéndose desgraciado.  Pues lo importunarán sólo un instante y luego desaparecerán.

gif-universo-63097

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s